Santa Fe, 31-10-2020
11 de marzo de 2017

La Ciudad adhirió al Día Mundial del Riñón

La Ciudad adhirió al Día Mundial del Riñón

Se realizaron acciones de concientización y se trabajó en la detección temprana de factores de riesgos para enfermedades renal. Las actividades, que se desarrollaron conjuntamente por el Gobierno de la Ciudad y CUDAIO, tuvieron lugar este viernes en la Carpa de Salud del Municipio, que estuvo ubicada en el distrito Norte de la capital provincial.

La Ciudad conmemoró este viernes el Día Mundial del Riñón. En coordinación con el Centro Único de Donación, Ablación e Implante de Órganos (CUDAIO), y bajo el lema “Vida sana para riñones sanos”, el Municipio desarrolló actividades de concientización en el Norte de la capital provincial con el fin de sensibilizar a la población acerca de los modos de vida saludables que se deben priorizar para el cuidado del funcionamiento renal.

La intersección de French y Blas Parera fue la esquina elegida para instalar la Carpa de Salud municipal. Allí, se trabajó en la detección temprana de factores de riesgos para la enfermedad renal como son el sobre peso y la obesidad, la hipertensión arterial y diabetes, recordando que dicha enfermedad no da síntomas de manera temprana, haciendo hincapié en los controles de salud anuales. En este sentido, puntualmente, a los vecinos de la zona se le realizaron mediciones de presión arterial y hemoglucotest; mediciones antropométricas; se les brindó una charla didáctica para empoderarlos con pautas para el propio cuidado; y se ofreció consejería personalizada y adecuada.

Conciencia y prevención

“Como política del Gobierno de la Ciudad, a partir de una modalidad de implementación que le interesa al intendente José Corral, estamos generando acciones en torno a la promoción de la salud y la prevención de enfermedades”, explicó Mónica Berno, quien se desempeña como directora Ejecutiva del Programa de Planificación y Gestión de la Secretaría de Salud municipal. En esta línea, indicó: “En esta oportunidad estamos desarrollando, junto a CUIDAIO, trabajando la temática del riñón en la Carpa de Salud que instalamos en el Norte de la Ciudad. La consigna que guía esta acción es ‘peso adecuado, riñón cuidado’. Lo que nos interesa, fundamentalmente, es brindar mucha información para generar conciencia y fomentar el auto cuidado de parte de los vecinos”.
En consonancia, Leila Dip -médica nefróloga de CUDAIO- sostuvo que “la intención es trabajar en la prevención, a partir de la concientización, para evitar a diálisis. En esta actividad, junto al Gobierno de la Ciudad, estamos implementando acciones vinculadas a un programa de abordaje integral de enfermedades renales”. Finalmente, enfatizó: “Es necesario comprender que la obesidad, eje de la campaña de este año, genera diabetes e hipertensión y, como consecuencia, se ve afectado el riñón”.


Día Mundial del Riñón

Impulsado por la Sociedad Internacional de Nefrología (ISN, según sus siglas en inglés) y la Federación Internacional de Fundaciones Renales (IFKF, según sus siglas en inglés), el Día Mundial del Riñón se celebra desde 2006 el segundo jueves de marzo. La celebración de esta fecha busca generar conciencia sobre la salud de los riñones y promover la prevención y la detección oportuna de la enfermedad renal crónica.
Cada año, la campaña destaca un tema de importancia dentro de la salud renal. En 2017, promueve la educación sobre las consecuencias negativas de la obesidad y su asociación con la enfermedad renal, destacando la importancia de modos de vida saludables y a la promoción de conductas para el auto cuidado en salud y preventivas.

La enfermedad renal crónica es la pérdida lenta de la función de los riñones con el tiempo. En las etapas iniciales, es posible que no haya ningún síntoma. Sin embargo, la pérdida de la función por lo regular tarda meses o años en suceder, y puede ser tan lenta que los síntomas no aparecen hasta que el funcionamiento del riñón es menor a una décima parte de lo normal

La obesidad se define como la acumulación excesiva de grasa corporal en detrimento de la salud. En 2014, había en todo el mundo más de 600 millones de personas adultas obesas.

La evidencia muestra también que la obesidad es un importante factor de riesgo para el desarrollo de la Enfermedad Renal Crónica; tanto de modo indirecto a través del aumento de la diabetes, la hipertensión y de las enfermedades cardiovasculares como directamente a partir del incremento de la carga de trabajo del riñón, ya que en las personas obesas, los riñones deben filtrar una mayor cantidad de sangre para alcanzar las demandas metabólicas de un mayor peso corporal. Cabe señalar que tanto la obesidad como la Enfermedad Renal Crónica se pueden prevenir.

Fuente: Municipalidad de Santa Fe

 
Publicado en: Locales

Compartir en: